Labios desgastados, por Itziar Salcedo

Lips with colorful splashes

Soy muy bocas. Sí, utilizo muchísimo los labios. Empecé a hablar antes que a andar, y ahora no paro de moverme, pero sigo hablando mucho. Me río o me sonrío todo lo que puedo porque sé que el buen humor genera endorfinas, pero también arruguitas, aunque si son de reír se llevan mejor. Siempre me gustó chupar; creo que por eso fumo. Adoro besar y que me besen… Hablar, reír, chupar, fumar, besar,… la vida se refleja en los labios y los desgasta. Que si se pierden los contornos, que si arruguitas del fumador, que si se retraen…

 

itziar salcedo

A mí, la vida me gusta vivirla intensamente, y mis labios ya tienen mucho rodaje, muchos pliegues, muchos gestos. Llevan impresos todos mis reflejos vitales. Claro que nunca tuve unos morros en plan Scarlett Johansson, ni me tentó obtenerlos a base de biopolímeros o siliconas. No, yo soy mucho más de boquita chica y labio fino, pero con piquito, con el arco de Cupido marcado. El día que me di cuenta de que mi Cupido se estaba evaporando, pero que no iba a a renunciar a hablar, reír, chupar, fumar o besar, empecé a pensar que igual me tenía que refrescar mi sonrisa, pasar la ITV e intentar convencer a Cupido que se quedara.  Y a ello me puse.

paciente_despues

Silvia Barragán, odontóloga sabía, (www.silviabarragan.com) me cambió la sonrisa con su técnica de carillas de composite (podéis verlo aquí). Sin dolor. Sin tallar. En una mañana, unas tres horas, reconvirtió mis dientes. Los redecoró. Llevaba desde la más tierna adolescencia con la dentina tintada por los antibióticos. Ningún blanqueamiento dental, por mucho que digan, puede borrar las huellas de las tretraciclinas. Llevo dos años disfrutando de mis carillas, que se han ido adaptando a mi estilo de vida porque al principio eran demasiado blancas impolutas. Ahora, se han acoplado a mi color natural, tienen mi solera y se han integrado mi sonrisa.

Doctora Purina Espallargas

Con los dientes adaptados, me dio por pensar en Cupido, en mi arco, en el que estaba desdibujado, desalineado, indefinido… ¿Me pincho? No, no quiero volumen. ¡Qué dolor que me pinchen en esa zona donde hay millardos de terminaciones nerviosas! ¿ y si luego me queda un bulto? Purificación Espallargas, mi doctora estética de cabecera (cita previa y diagnóstico siempre: tel. 646341759, Madrid, Zaragoza y Alcañiz), me dijo que los reflejos de la vida en los labios se pueden revertir, sin añadir. Qué podíamos recuperar a Cupido simplemente cambiando la trayectoria del pinchazo, pero que hay que saber hacerlo, hacerlo bien y con un ácido hialurónico de baja densidad. Me decidí, porque para que  Cupido no me abandone,  cualquier cosa que no sea antinatural. Y me pinché. Con anestesia local, porque si no esto de recuperar la definición cupidal, duele. El acto en sí, como no lo ves, es un instante y si no sientes, mejor. Purina, que todos los que la conocen la llaman así, hizo un pequeño milagro con mi boca desgastada, pero viva. Mis labios recuperaron sus límites, sus contornos reaparecieron como por encanto, desde el primer momento. Me gustaría poner un antes y un después, pero no tengo el testimonio gráfico, así que os tenéis que conformar con mi sonrisa actual, que está mucho mejor que hace unos dos meses, pero que estoy segura de que seguirá cambiando, según se refleje la vida en ella. Nunca dejaré de hablar, reír, chupar, fumar, besar… y nunca dejaré que mi Cupido me abandone. Eso sí, prometo tratarlo como merece, más de cara al invierno, dándole de beber en abundancia, con esos labiales que lo visten y lo cuidan. Riendo, hablando, fumando,…besando la vida.

2 Comments

  • Ana
    Posted 2 October, 2014 09:54 0Likes

    ¡Cuánto tiempo!. Me alegro muchísimo de saber de ti, y se agradece la información, a mi tb me preocupa la pérdida de definición, aunque me aterran los pinchazos por el dolor, es una zona tan sensible.

  • Implantes dentales Toledo
    Posted 13 May, 2015 19:13 0Likes

    El esfuerzo por la estética dental está íntimamente ligado a la funcionalidad. En la medida de lo posible, podemos corregir dos problemas a la vez. Ayudar a mejorar la salud bucodental y los aspectos estéticos que confieren más autoestima, más seguridad.

Live a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.